Thursday, May 04, 2006

Crónicas del Festival de Cine: Parte 12: final con Jan Svankmajer

-El cineasta checo fue el realizador casi excluyente de los últimos films que vi en el festival. El sábado 22 a las 22:45 vi en el Abasto "Little Otik", basada en un cuento en el que una pareja que no puede tener hijos cría a un tronco de árbol como si fuese un bebé, pero éste desarrolla un apetito asesino. Al ser un largometraje era más "realista" que los cortos de este director (aunque "realista" es un término con el que no describiría su filmografía). Mucho humor y la presencia de una vecinita inteligente, casi la heroína de la historia, elevaron esta película a 8 aires.
-El domingo 23 a las 11:15, también en el Abasto, vi "La muralla verde", un film peruano que no era para nada aburrido pero se proyectó en videoproyección, y en una copia malísima. Eso hizo que esta historia de una familia que vive en la selva me resultase poco interesante, aunque seguramente el ritmo de la película también conspiró. Todavía no entiendo cómo no cabeceé. 5 aires.
-A las 14, siguiendo en el Abasto, era el turno del Programa 1 de cortos de Jan Svankmajer, conformado esta vez por "Dimensiones of dialogue" (10 aires), "Et cetera" (7 aires), "Jabberwocky" (7 aires), "Leonardo's diary" (7 aires) y "The fall of the house of Usher" (8 aires), todos ellos basados en principios repetitivos y por tanto cansadores, excepto el primero, más variado e interesante, y el último, en donde sólo aparecen objetos inanimados en pantalla mientras una voz en off relata el famoso cuento de Poe.
-A las 15:30, todavía en el Abasto, llegaba "The corridor", el segundo y último film de Sharunas Bartas que vi en el festival. Una película sin subtítulos, porque no había diálogo. No, no era tan aburrido como suena. Se seguía con interés, aunque ahora no me acuerde nada. 8 aires.
-A las 17:45 vi mi última película del Atlas Santa Fe: "Three times", del alabado Hou Hsiao-Hsien. Film dividido en tres episodios, cada persona opina que uno de ellos es brillante, otro está bien y el que queda es tirando a flojo. Pero pocos se ponen de acuerdo en cuál es el episodio grandioso y cuál es el flojo. Son historias románticas ambientadas en la década del 60, a comienzos del siglo XX y en la actualidad (la más antigua es narrada como un film mudo, con intertítulos). A mí la que menos me gustó es esta última, pero no bajó mi apreciación del film por eso: 8 aires.
-Finalmente, a las 21 volví al Abasto para ver mi último film del festival: "Lunacy" de Jan Svankmajer, extrañamente prologada por el propio director, que "avisa" a la audiencia que lo va a ver es una mezcla de Poe y Sade. Por suerte, además había humor, y la presencia de la carne animada en stop-motion que tanto molestó a muchos espectadores. 7 aires.
Y final con foto.

2 comments:

Zedi Cioso said...

A mi me molestó menos la carne animada de Lunacy que la irritante musiquita de carnival que la acompañaba.

merrick said...

Ah, mi mente ya no puede separar una de la otra. De hecho, siento que era la musiquita lo que le proporcionaba la (mínima) gracia a esos momentos.